27 jul. 2010

El maquinista de la General

Miré el calendario y comprobé que no era el Día de los Inocentes: por boca de la restaurada “vice” había salido lo de la supresión, para ahorrar, de la Secretaría de Estado de Turismo, medida lógica, por cierto, en Beluchistán (entre otras cosas, porque es una región que “comparten” Irán, Pakistán y Afganistán) pero absolutamente ilógica en un país centrado en el monocultivo económico del turismo… como éste.

Que el PP saliera en tromba a criticar la medida no es ni noticia; es su obligación. Máxime, si se tiene en cuenta que es absolutamente disparatada la misma en un país con nada más y nada menos que ¡dieciocho! políticas turísticas, montadas unas sobre otras, y donde el turismo adopta sus más camaleónicas versiones y disposiciones.

Para ahorrarse la megacantidad de ¡¡dos millones de euros!! (2 millones €) el Ejecutivo de ZP, en un alarde de intelligentzia (cosa de intelectuales al abrigo de los aparatos ideológicos de la izquierda, generalmente) me suprime la Secretaría de Estado de Turismo (me la baja de rango y me la convierte en una Secretaría General) y algunos otros cargos rimbombantes creados ex profeso para que algún “alguien” cobre.

El caso es que aquí todo el mundo del Turismo ha salido a protestar la medida: sin ir más lejos, y por citar sólo colectivos, que a nivel individual llenaríamos un paquete de folios, la Mesa del Turismo considera gravemente lesiva la supresión y la OMT, primero, se muestra “muy preocupada” y, hoy -menos mal-, “reprende al Ejecutivo por ‘degradar’ al Turismo”. El Turismo representa en 10’5% del PIB, el 7’5% del empleo y el 20% de las “exportaciones” española.

Vale que algún menda lerenda mantenga que hay que reformar el modelo turístico que nos hemos dado, pero esa “reforma” no debe pasar por el cambio de rango administrativo y sí por una concienciación de que debemos aspirar a considerar turismo a algo más que el fructífero “sol y playa”, porque -se diga o no- la gente nos viene por todo lo que implica el “sol y playa” y no, lo suficiente, porque nos hemos posicionado como un “otro algo” en el sector.

Y el caso es que, a lo mejor, la medida es la idónea: paro lo que sirve la Secretaría esa. Es que hemos pasado de potencia mundial a líderes del 2x1… y en 2009 terminamos de los nervios. 2010 no parece lo mismo: en junio ya estábamos en previsiones de superar 2009… pero verás cómo viene alguien y lo jode. Comparando el periodo enero-mayo de 2009 y 2010 hemos mejorado en 12 puntos las pernoctaciones, en 19 las llegadas y en 16 los ingresos… pero Marruecos, Egipto y Turquía suenan como competidores. Menos mal que viene, dicen, Miguelina a Marbella.

Y para descojonarse es que hace un año se nos fue el Ejecutivo a la sombra palmesana del Sr. Antich para escuchar, por activa y por pasiva, que lo necesario era crean un ¡¡Ministerio de Turismo!!; la respuesta, un año después, es rebajar el organismo gestor ahora que empieza a verse un repunte turístico en todos los parámetros. Es que son unos genios.

Por cierto: ZP se cargará, de un momento a otro, el Ministerio de la Vivienda. Y no será por sentido común u operatividad. Será porque no sabe qué hacer con la ministra Beatriz Corredor… igual que nos pasa aquí con la consellera Belén Juste, que es de la cosa autonómica del Turismo, y no acude ni al plan ese de la UE que nos coloca, junto al Véneto, en el epicentro de las 21 medidas a favor del Turismo desde la UE27 (Antonio Tajani, dixit).

Virgencita, en turismo y entre unos y otros, que me quede como estoy.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada