7 jun. 2011

DE LA MARCA "COSTA BLANCA"



Costa Blanca” es la marca que identifica a la costa alicantina desde hace 46 años, desde el 13 de Marzo de 1965. Bueno, eso me creía yo, a tenor de los documentos, hasta que hablé con Roc Gregori. Y Palabra de Roc (nos la creemos, Señor), allá por 1959 llegaban cartas al Hotel Victoria de Benidorm con las señas de Hotel Victoria, Costa Blanca, Benidorm. ¿Entonces?

Bueno, yo a los documentos; sin desdeñar en nada la Palabra de Roc.

Otra cosa es la marca “Benidorm”, que de por sí es un invento. Aceptado, pero invento. Bastante posterior. A fuer de usarla su Ayuntamiento ha entrado en la lista de marcas al amparo de la legislación autonómica.

La intrahistoria de estas marcas turísticas comienza en marzo de 1964 cuando se crea el Registro de Denominaciones Geoturísticas. Se podían inscribir “lugares, pueblos, villas, ciudades, centros, zonas, costas, sierras, comarcas o regiones turísticas”. De aquél tiempo es el registro de “S’Agaró”, que es algo de los años 20, por lo que casa la Palabra de Roc: en 1959 ya se utilizaba “Costa Blanca”.

La Constitución del 78 previno la creación de estos Registros Geoturísticos en las Comunidades Autónomas, y sólo Murcia (1984), Castilla-León (1997) y Galicia (2008) crearon los suyos. Canarias, Extremadura y Andalucía lo hicieron por leyes en 1995, 97 y 99. En la Comunitat Valenciana es el Estatut (2006, reformando el de 1982) el que dice que: “Existen cuatro marcas turísticas que responden a los destinos turísticos que se ofrecen al mercado, estas son Castellón-Costa Azahar, Valencia Terra i Mar, Costa Blanca y Benidorm. Todas estas giran en torno a la marca institucional cuyo símbolo es la palmera…”.

Pero volvamos a la “Costa Blanca” primigenia. La Orden del 31 de Marzo de 1964 que creó el Registro lo hizo con el objetivo de “definir, fijar y delimitar la extensión territorial de aquellas zonas cuyas denominaciones se realizara propaganda turística”. El nombre registrado tenía por finalidad “identificar globalmente y promocionar una zona geográfica a efectos turísticos”, y en el caso de los litorales se siguió el modelo francés.

Así, el 3 de agosto de 1964 el Ministerio de Información y Turismo parece que envió misivas a los ayuntamientos turísticos de toda España solicitando denominación y acreditación del nombre. No me consta que llegara el escrito citado al Ayuntamiento de Benidorm, pero sí al de la capital de la provincia. Y fue allí, en un pleno celebrado el 31 de agosto, se propone “Costa Blanca”. Se argumenta que “griegos, cartagineses y romanos colocaron el adjetivo “Blanco/blanca” a la ciudad (Leukon Teijos, Acra Leuka, Castrum Album)” y pide el consistorio alicantino que “todo el litoral de la provincia de Alicante se denomine Costa Blanca”.

El 26 de septiembre el Gobernador Civil responde al Ministerio de Información y Turismo que “la propuesta ‘Costa Blanca’ ha sido admitida por todos los ayuntamientos consultados”... y punto. Los Centros de Iniciativas y Turismo (CIT) sólo tuvieron conocimiento del hecho.

Las primeras “costas” en inscribirse fueron, el 10 diciembre de 1964, “Costa Brava”, “Costa del Sol” y “Rías Bajas Gallegas”.

El Ministerio resolvió la cuestión de la marca “Costa Blanca”, desde la Dirección General de la Promoción del Turismo, el 13 de marzo de 1965 al admitir la marca “Costa Blanca” para, ¡¡atención!!, “las provincias de Alicante, Murcia y Almería, hasta el cabo de Gata”. El 27 de marzo, el BOE confirmaba “la denominación ‘Costa Blanca’ para el litoral alicantino, litoral murciano y litoral almeriense”, con lo que siendo trasnochadamente malvados “la zona territorial de la ‘Costa Blanca’ abarca desde el límite de la provincia de Valencia, con Alicante, hasta el cabo de Gata”. Y no ha sido revocada.

Pero el caso es que respirando los nuevos aires democráticos, en marzo de 1979, los almeriense consiguieron que se cambiara la denominación para su costa y, sin más cuestión de por medio, el BOE del 7 de junio ya recoge que “el litoral de la provincia de Almería se denomine ‘Costa de Almería’”, desligándose de “Costa Blanca”. Para Murcia y su “Costa Cálida” hay que irse al Registro Autonómico de Denominaciones Geoturísticas de 1984 que, a partir de ese momento, nos deja la “Costa Blanca” sólo para nosotros; para el litoral de la provincia de Alicante.

Pero dice Roc que en 1959 ya se utilizaba en Benidorm la marca “Costa Blanca”. Palabra de Roc.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada