25 jun. 2013

DE CUANDO NO TODO SALE BIEN CON LOS PARQUES DE OCIO TEMÁTICO


En este Blog he contado cosas de los parques de ocio temático que son objeto de mi interés como geógrafo.

Hoy traigo dos ejemplos de cosas que resulta que no han funcionado, o que se las ha dejado perder y ahora se estudia su posible recuperación.


El primer caso es Holy Land USA, en Waterbury (Connecticut), sobre la Biblia. Cerró al público en 1984. Por su parte, The Holy Land Experience, en Orlando (Florida) funciona. El segundo caso es el parque Six Flags de Nueva Orleans.

Holy Land USA - Waterbury
Waterbury es conocida como la ciudad del latón (Brass City), ¡¡y de los relojes!!, con algunos museos específicos y algunos hitos es ese campo. Además, fue una de las ciudades pioneras en los EE.UU. en disponer de una emisora de frecuencia modulada (FM). Todo iba viento en popa a unos 150 km al noreste de Nueva York, tanto que hasta se montaron en los años sesenta un parque temático sobre la Biblia convencidos de su éxito, que lo tuvo. En 1984 cerró el parque para una remodelación, pero en 1986 murió el promotor -JB Greco-, y el proyecto se paralizó, y aunque se recuperó en 1987 ha sufrido diversos avatares hasta convertirlo en un recinto “extraño” donde se ha venerado alguna imagen que los actos vandálicos dejaron en pie. Po allí pulula una rara comunidad que lo recibió como patrimonio.

Holy Land USA - Waterbury
Hoy, más que un recinto de ocio el parque da miedo. Y como hay gente “p’a tó”, hay quien sigue apareciendo por Waterbury para merodear por lo que fue un parque.

Volvió a ponerse de moda en 2010 tras la violación y asesinato de una joven de 16 años, y a rebufo del interés mediático despertado intentan recuperar el viejo esplendor y competir con el parque de la Trinity Broadcasting Network en Orlando que sí funciona.


Six Flgas - New Orleans
El otro ejemplo es el “viejo” parque de Six Flags en Nueva Orleans. El parque es un “cementerio” de atracciones donde el óxido y la maleza lo presiden todo. El cartel de acceso al recinto aún dice “cerrado por tormenta”… y es que fue una de las víctimas del Katrina. El parque, en un principio, se llamó Jazzland; y resultó un parque efímero: abrió en el año 2000 y cerró tras el paso del Katrina en 2005.

Lo diseñó, y comenzó a operarlo, Alfa SamrtParks, que tiene otros parques en los EE.UU., México y Brasil. Lo construyó en el fatídico 9º Distrito, y desde el primer día las cosas fueron mal, tanto que en 2002 lo compró Six Flags y le imprimió su sello personal convencidos de reflotarlo… y así estuvo, flotando, hasta que al cerrar la jornada del 21 de agosto de 2005 se colocó el cartel de “cerrado por tormenta” con la previsión de abrirlo el 27 o el 28… y aún permanece cerrado. Se pensaba que el Katrina llegaría a Nueva Orleans el 24; el 26 lo más tarde. Pero ningún modelo predijo la marejada ciclónica que alcanzó una altura de 8’5 metros y entró como un tsunami tierra adentro hasta quedarse sobre el 9º Distrito.
Six Flgas - New Orleans

Pasó el parque un par de meses bajo las aguas dulces del Pontchartrain y saladas del Golfo de México, una extraña combinación que lo destruye todo… y desde octubre de 2005 han pasado muchas cosas por allí. El terreno es ahora propiedad de la Junta de Desarrollo Industrial de Nueva Orleans y por allí han pasado tantos proyectos y empresarios como visitantes sigue teniendo el Barrio francés, pero estamos en 2013 y sólo algunos intrusos disfrutan entre sus hierros y la maleza. Incluso le encontraron utilidad como escenario de una película catastrofista, pero eso ya es otra historia.


Hay proyectos que fracasan…




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada