18 ene. 2015

DE PUERTOS E HISTORIA; DE UN CAFÉ CON JUAN FERRER MARSAL


Volvieron “Los cafés del Meliá” por do solían en el 6º curso de Tertulias. Y esta era la tertulia que alcanzaba el numeral 190. El invitado, de primer nivel y actualidad: el nuevo presidente de la Autoridad Portuaria de Alicante, Juan Ferrer Marsal.

Juan Ferrer Marsal
Foto: M. Ayús
Juan Ferrer, dianense, es ingeniero de Caminos, Canales y Puertos, formado en Madrid, y con más de 30 años de ejercicio y actividad en la provincia y la Comunitat Valenciana, vinculado en su día a la Cámara de Comercio de Alicante, consultor en ordenamiento costero, aficionado a la Historia portuaria y del comercio marítimo, director general de Costas que fue y que ahora es la presidente de la Autoridad Portuaria de Alicante. Es, también, autor de varios libros; entre ellos “El puerto de Denia. Una ilusión de progreso” o el sensacional “Construir la costa. El litoral valenciano”, un excepcional documento que, como periodista y como geógrafo, me ha sido imprescindible -desde que me hice con él- para entender la realidad de nuestra costa. Es de obligatoria consulta.

Y a la tertulia.

Como abríamos año, tuvimos primero la tradicional (y pantagruélica) comida de Año Nuevo que nos ofrece el Meliá Benidorm.

La costa de la Marina Baixa (foto cedida por Agustín Almodóbar)

Y allí ya comenzamos a tratar cuestiones con el tertuliano invitado. Ferrer nos contó cómo funciona un puerto y nos descubrió los entresijos del de Alicante, frontera de la UE y referencia con Canarias. “Un puerto es un sitio donde concurren muchos intereses: carga, descarga, navieros, vendedores…”, y nos habló de la “cadena de valor” y de la logísticaque supone el 60% en graneles y granos, y hasta el 90% en otras mercancías”. Como en Alicante no hay empresas logísticas de comercio internacional, es el puerto el que acomete estas funciones. “Antes nos dedicábamos a construir y mantener escolleras, y ahora nos dedicamos a la logística”; “ahora somos proveedores de infraestructuras”.

Puerto” de Benidorm en torno a 1930; barcas varadas en la arena frente al hoy Paseo de Colón

Y buceamos en la historia de los puertos; Ferrer es un estudioso del tema. “Antes, un puerto era una playa; un puerto abrigado es cosa del XIX” o que “’Grao es, sencillamente, una playa para embarcar o desembarcar mercancías”. Hablamos de fondeaderos y alguna pincelada ofreció sobre Benidorm y su puerto (que se llevaría una tertulia). El dianense es autor de varios libros y en “Las Marinas de Alicante. Ensenadas, castillos y puertos” (1998) habla de la trayectoria seguida, desde los fondeaderos hasta los proyectos de puertos deportivos que debatimos a finales de los ochenta. El caso es que “el auge de Benidorm, Altea y La Vila ocurre en el XVIII cuando llegan los grandes veleros de América… que es cuando el 90% de los oficiales y suboficiales de la Marina Mercante son de estas tres localidades”.

Puerto” natural de La Vila hacia 1835; embarcaciones varadas en la playa y al refugio de l’Alcocó (Se identifica hasta el “Tajo de Roldán”; letra ‘O’)

Hablamos de la comarca y su actividad portuaria; desde aspectos de cabullería y salazón, hasta las minas de ocre. Hasta llegamos la Cámara Pasera de Dénia (Cámara Pasera de Levante, CPL; que los Valencian Raisins tienen su historia, y Wholesale Society de Manchester, otra), pues la exclusiva de exportación la tenía Dénia, y las naranjas secas de La Vila fueron protagonistas de la tertulia… “porque hasta 1905 no comienza la pesca como actividad comercial”. A partir de entonces, “la ilusión de todos los pueblos era tener un puerto” y como el gobierno era incapaz de construirlos, “otorgaba concesiones: el primer puerto de Benidorm lo inició una empresa privada que emitió acciones para la acometer su construcción”.

Detalles de aquella España que Ferrer nos trasladó en la tertulia: “1937 es el año en que más proyectos portuarios se acometen en España”, o “Gandía fue -1892/1946- el primer puerto privado español; lo puso en marcha un sindicato de izquierdas inglés” a través de la “The Alcoy to Gandia Railway & Harbour Co. Ltd.” y sus “xitxarras”, o “Dénia optó por un camino  singular; fue un puerto municipal”.

Y hablamos del puerto de Alicante: “puerto de Castilla en el siglo XIII (1271, privilegio de Alfonso X)”, “junto con el de Málaga, los primeros en liberalizarse” (desde 1778 podía comerciar con América), “primer puerto de mar con conexión ferroviaria de España (1858)”, “fue un puerto energético; el primer depósito de petróleo se construyó en la Serra Grossa (1875, Alicante tuvo hasta 2 refinerías de petróleo y los depósitos de “La Británica[1])… ahora exporta cemento, chatarra, piedras de yeso, biomasa y mármol, tiene ventajas competitivas con Canarias y un  moderado tráfico de contenedores; incluso unos excepcionales servicios de inspección. “El puerto de Alicante no es deficitario; no le costamos ni un euro al Estado”.

Puerto” de Alicante (s. XVII) El espigón-escollera le ponía en ventaja sobre los demás puertos

También el puerto se centra en servicios y recepción de cruceros. No fue este el tema más solicitado en la tertulia porque coincidíamos con él en estas cuestiones que ahora se empeña en vendernos como algo positivo el alcalde de Benidorm y sí hablamos de las relaciones entre el puerto y la ciudad de Alicante… por donde terminó apareciendo que “la Explanada de España -emblema de Alicante- era un muelle del puerto alicantino”.

Le pedí que nos contara lo de medir el nivel del mar en Alicante… y lo hizo con rigor histórico y celeridad; llevábamos tres horas de tertulia, más el tiempo de la comida. Total, se midió toda España con respecto a esa referencia en Alicante y eso sirve para poco menos que nada, pues no coinciden los nivele del mar en los distintos puntos “porque eso depende de la gravedad y de la presión atmosférica”… para terminar con que “los mareógrafos de Alicante no detectan ninguna subida de nivel del mar”; de esa que predicen los modelos agoreros climato-apocalípticos de los que también hablamos en la comida.

Puerto” de Alicante en 1613. El torreón artillado… ¿será el que han descubierto ahora en las obras de la Explanada?

Al final quedamos en planificar una visita a la Autoridad Portuaria y a las oficinas de la Volvo Ocean Race… y ver la maqueta del primer faro que hubo en España y que estuvo en el puerto de Alicante. Esa crónica está aún por escribir.

Jo, esto de dejar que “se te vaya vivo” un invitado como éste te deja frío. Es que nos quedaron tantas cosas en el tintero: temporales y dinámica marina, cartografía, usos turísticos, ley de costas, riesgos naturales, el strand de nuestras costas, las formas litorales, el hidrodinamismo, las regeneraciones… Tantas cosas. Hasta definir qué es la costa… porque, como explicó Eulalia Sanjuan, “la costa no es más que la posición momentánea de la orilla”. ¿Y qué es la orilla? No sé, sería perdernos.

En fin. Ha sido una gran reentré esta de 2015 en Los cafés del Meliá; el tertuliano Juan Ferrer Marsal, formidable. Nos ha ilustrado -y ha sido ameno- y hemos disfrutado de una soberbia comida que agradecemos a Antonio Escobar, director del Meliá Benidorm y tertuliano. ¿Qué más se puede pedir en “Los cafés del Meliá” para iniciar el año?








[1] Entre 1900 y 1914 Alicante llegó a abastecer el 55% del mercado de petróleo español

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada